COLUMNA: Creación de empleo va a la baja en La Araucanía

COLUMNA: Creación de empleo va a la baja en La Araucanía

Comentarios desactivados en COLUMNA: Creación de empleo va a la baja en La Araucanía

Para el trimestre agosto-octubre 2018, la región de La Araucanía anotó una tasa de desocupación de 6,9% lo que implicó un aumento de 0,2 puntos porcentuales (pp.) en relación a igual trimestre de 2017.

Un aspecto preocupante es la desaceleración de la creación de empleos que viene mostrando la región desde inicios de 2018 y que en estos dos últimos trimestres ha pasado incluso a ser negativa, situación que ha sido tendencia este año. En el trimestre febrero-abril 2018 por ejemplo se logró el peak de creación de empleo interanual, ya que en dicho trimestre los ocupados anotaron un aumento de 26.730 personas respecto a 12 meses atrás, lo que significó un incremento anual de 5,8% en los ocupados, uno de los mayores aumentos registrados en los últimos años. Sin embargo, de ahí en adelante la creación de empleo (variación de ocupados) comienza a desacelerar, mostrando crecimientos pero cada vez menores, llegando al trimestre junio-agosto con un incremento de 1,4% en los ocupados.

El siguiente trimestre móvil, julio-septiembre, la creación de empleo registra la primera variación negativa del año, donde la cantidad de ocupados en 12 meses disminuye en 4.710 personas, anotando una variación de -1,0%. Y este último trimestre publicado (agosto-octubre), vuelve a mostrar una variación negativa en los ocupados equivalente a -0,7% anual, lo que se traduce en una disminución de 3.050 personas ocupadas respecto a igual trimestre del año anterior. La disminución de ocupados es típicamente un dato negativo, porque significa menor capacidad de empleos de la economía y menos personas recibiendo un ingreso por alguna actividad laboral; aunque también hay que observar los tipos o categorías de ocupados y su dinámica.

En este sentido, y como una atenuante a la diminución general de empleo exhibida por la región este año, tenemos que el menor número de ocupados se ha visto influenciado principalmente por variaciones negativas de los ocupados por cuenta propia, es decir, los trabajadores por cuenta propia han venido disminuyendo consecutivamente los últimos seis trimestres móviles de este año. Por su parte, los ocupados en categoría asalariados, muestran solo variaciones positivas este año, aunque si presentan un debilitamiento en los últimos dos trimestres. Por tanto, los resultados en este plano son mixtos, ya que por un lado no es bueno que tengamos menos ocupados, pero por otro lado el peor escenario sería que la pérdida de puestos de trabajo estuviera en la categoría asalariado, y eso no ha ocurrido hasta ahora. Otro factor a tener cuidado son los inactivos, los que han aumentado bastante los últimos periodos permitiendo que la desocupación no sea más alta de lo que es hoy.

Facebook Comments